Poliomielitis

Ficha informativa

¿Qué es la poliomielitis?

La poliomielitis es una enfermedad vírica que afecta al sistema nervioso central. A lo largo de la historia ha sido una importante causa de muerte, parálisis aguda y discapacidades crónicas.

En 1988 la Asamblea Mundial de la Salud aprobó una resolución para la erradicación de la poliomielitis. Los programas de vacunación a gran escala han logrado eliminar la polio salvaje de casi todas las regiones del mundo y se están haciendo esfuerzos para detener la transmisión de la polio que aún se produce en algunos países.

La vacunación es crucial en la lucha contra la poliomielitis y el objetivo es conseguir que el mundo quede libre de esta enfermedad.

Image of woman with fever

¿Cuáles son los síntomas de la poliomielitis?

Los resultados de una infección por el virus de la polio pueden variar desde una infección sin síntomas hasta la parálisis y la muerte.

  • Alrededor del 70 % de los infectados por polio no presentan síntomas.
  • Alrededor del 25 % experimentan solo síntomas leves (p. ej., fiebre, dolor de cabeza, vómitos o diarrea).
  • La parálisis se produce en menos del 1% de todas las infecciones, lo que puede dar lugar a incapacidad permanente y muerte. Los síntomas comienzan con síntomas de meningitis, seguidos de dolor muscular intenso y pérdida de sensibilidad y movimiento en distintas zonas del cuerpo. Después de uno o dos días se instalan en el paciente la debilidad y la parálisis. La parálisis puede afectar a cualquiera de los miembros, pero afecta fundamentalmente a las extremidades inferiores.
Image of man in wheelchair

¿Cuáles son las complicaciones de la poliomielitis?

En los casos con parálisis, el 5-15 % de los pacientes mueren porque los músculos se inmovilizan, y dos tercios de ellos experimentan debilidad permanente. En casos raros, el virus de la polio puede causar inflamación del cerebro.

¿Cómo se propaga la poliomielitis?

La poliomielitis es muy contagiosa y se transmite fácilmente entre personas. El virus se transmite por la contaminación de las manos, utensilios, alimentos y agua con materia fecal de una persona infectada y también a través de las gotitas o aerosoles de la garganta de una persona infectada.

¿Quién tiene riesgo de contraer la poliomielitis?

Todas las personas no vacunadas pueden contraer la infección por el virus de la polio. Los niños menores de seis meses pueden tener cierta protección adquirida mediante la inmunidad materna. Son los niños menores de cinco años quienes tienen un mayor riesgo de contraer la infección.

Entre los factores que contribuyen a la propagación de la poliomielitis figuran los siguientes:

  • alta densidad de la población
  • mala infraestructura de los servicios sanitarios
  • malas condiciones higiénicas
  • alta incidencia de enfermedades que provocan diarrea
  • baja cobertura de la vacunación frente a la poliomielitis.

¿Cómo puede prevenirse la poliomielitis?

Baby being vaccinated

La poliomielitis no tiene cura. Solo puede prevenirse mediante la vacunación. Las personas pueden alcanzar la inmunidad después de ser vacunadas o haberse infectado por el virus.

Existen dos tipos de vacunas: una vacuna inactivada contra el virus de la poliomielitis (VIP) y una vacuna con virus vivo de la poliomielitis oral atenuado (VPO). Ambas son muy eficaces contra el virus de la polio.

Aunque la vacuna VPO no se utiliza ya en la Unión Europea (UE), sigue utilizándose en determinados países donde todavía existe transmisión de polio salvaje, para controlar los brotes. La vacuna VPO es segura y eficaz y detiene la propagación de la poliomielitis.

Sin embargo, en raras ocasiones, y únicamente entre comunidades con una cobertura de inmunización baja, los virus vivos atenuados que contiene la vacuna oral de polio pueden circular en la comunidad durante un período de tiempo largo y mutar de forma que producen parálisis. Esto no significa que el virus de la polio salvaje haya vuelto a aparecer. Por ello, existe el objetivo de dejar de usar la vacuna oral de polio a nivel mundial lo antes posible, una vez que se erradique la polio salvaje e.

La vacunación contra la poliomielitis con la vacuna VIP forma parte de los programas rutinarios de inmunización infantil en los Estados miembros de la UE. La vacuna VIP puede administrarse sola o en combinación con otras vacunas (p. ej., difteria, tétanos, tos ferina, hepatitis B y Haemophilus influenzae tipo b).

La transmisión de la poliomielitis también puede reducirse mediante:

  • el suministro de agua limpia
  • la mejora de las prácticas higiénicas
  • mejores condiciones sanitarias.

¿Cómo se trata la poliomielitis?

No existe ningún tratamiento específico para la poliomielitis aguda salvo los tratamientos sintomáticos. La parálisis permanente que provoca la polio no puede revertirse, y el tratamiento únicamente puede mejorar la movilidad.